sábado, 31 de diciembre de 2016

La vida por vivir

Los besos por dar, más que los dados,
inspiran el amor, las melodías,
la conjunción de pensamientos,
la conquista transitoria de lo cierto
y de lo incierto.

La vida por vivir es la que empuja
y el beso que no es de oficio
promete siempre otro beso.
El amor está siempre por hacer.

Todo, incluso la vida ya vivida,
forma parte de la vida por vivir,

viernes, 30 de diciembre de 2016

El cuervo sonríe

Te has ido como el sol se ha ido.
Esta noche me acompañarán los sueños
pero al amanecer estaré solo.
Luz vaga.
Me sentiré solo.
Abriré más la ventana.
la pequeña ventana del humilde cuarto.
¿Hay algo más allá de las frondas?
Nadie.
Estoy solo. Me siento solo.
Si ahora muriera no me lloraría nadie.
El sol ha vuelto, pero tú no.
Sin ti no hay nadie, solo cosas.
Cosas que parecen satisfechas siendo cosas.
que no piensan, que no sienten la soledad.
La luz se expande ahí fuera.
Debo salir para ver aquello que muestra la luz.
Un perro perdido que enseña los dientes.
Un perro que quiere estar solo.
Un perro maltratado que no puede amar,
que sobrevive, sin dueño ni empeño.
La gaviota vuela bajo. Quiere desayunar.
El gorrión es rápido. Se esconde en 
el ramaje espeso del árbol.
El perro se ha echado al pie.
Está llorando.

Quiero esconderme. Quiero llorar. 
Un cuervo me observa.
El sol está más alto y ha dibujado un horizonte.
¡Un horizonte! Eso es suficiente para caminar.

Las cosas y el cuarto se quedan atrás.
El perro me sigue. El cuervo sonríe.
Algo hay más allá.

jueves, 29 de diciembre de 2016

Mi lugar no es un lugar

Al igual que el lugar del pájaro
no es la rama ni es el nido,
sino el aire,
mi lugar no es un lugar,
es el camino

.

martes, 27 de diciembre de 2016

El bosque de los amantes

Hemos paseado largamente por el bosque
y hemos visto muchos corazones grabados
en la corteza de los árboles.

Como han hecho tantos enamorados,
nosotros también dibujaremos un corazón,
un único corazón, el nuestro, en un árbol,
pero no escribiremos nuestros nombres.
Somos amantes secretos.

lunes, 26 de diciembre de 2016

viernes, 23 de diciembre de 2016

El espejo

Aquel ingenioso muchacho
fascinado por el pequeño fulgor
de las luciérnagas,
colocó un espejo en su camino.
Así las veré dos veces, pensó.
Pero, oh, ellas, al verse,
huyeron asustadas.

De modo parecido, hay personas 
que quieren parecer hermosas
a los demás
porque no lo son para sí mismas.


.

jueves, 22 de diciembre de 2016

Pan tostado con aceite y sal

A estas horas no deberíamos estar despiertos.
Está amaneciendo.
El aire es fresco, pero se está bien en la galería.
La vela de citronela ahuyenta los insectos.
Tu mano fría se une a la mía.
Aun queda vino en la botella.
Levantaremos las copas.
Las primeras luces del día se reflejarán en el vino.
Tal vez su color parecerá el de la sangre
o el de los corazones que la bombean.
Los nuestros palpitan ahora acompasados.
Debemos apretarnos un poco para no sentir frío.
El tímido sol le da perfiles anaranjados a este vino de uva sirah.
Sigue contándome esa historia de la hija del comerciante de setas.
Estás inquieta.
Apriétate más.
Las copas están casi vacías.
¿Quieres más vino?
Ya casi es hora de tomar café.
Unas rebanadas de pan tostado con aceite y un poco de sal nos harán bien,
sean para acabar el vino o para empezar el café.
Nos harán bien.
Vamos a la cama.
Sí. Acabamos el café… y a la cama.
No nos develaremos. Dormiremos igualmente.
Pero me estás contando la historia…
Podemos acostarnos y terminas tu relato en la cama.
Prometo no besarte hasta que el vendedor de setas de tu historia
las haya vendido todas. A su hija le hace falta un ingreso extra
para establecerse en Barcelona.
Es una buena ilustradora y tiene ideas interesantes.
En la ciudad tendrá buenos contactos y porvenir.

Eres ingeniosa y tus trabajos son elegantes.
Los de la bodega aprobarán tus etiquetas.
Esa serie de viñetas es genial para singularizar sus botellas.
Al público joven le encantará.
Te pagarán bien y te pedirán más ilustraciones.
No necesitarás el dinero de tu padre.
Eso, al hombre, le aliviará. Este septiembre no ha llovido apenas
y la temporada de setas no será buena.

Se te cierran los ojos. Durmamos.


martes, 20 de diciembre de 2016

Mis ojos se ocultan

Mis ojos se ocultan
bajo mis párpados cerrados
para mirarte cuando no estás.

Me escondo en tu belleza
para no echarte de menos.

lunes, 19 de diciembre de 2016

Miedo y rabia

Pasan hojas secas
y algunas ramas rotas
por el río,
río abajo.

Desaparecen casi todas las huellas
de la tempestad.
mientras una calma absurda
envuelve nuestros cuerpos
aun temblorosos.

Hemos perdido la casa y el huerto
y parece que estamos sin nada,
pero no es así: tenemos miedo y rabia.

El miedo nos alertará de nuevos peligros
y la rabia nos librará de la indolencia.

Tomaremos pronto un camino,
el que nos lleve a otras llanuras de sensatez.
Allí encontraremos donde parar.

Construiremos entonces una casa nueva,
que mantendremos limpia y ordenada
para gozar en paz de la fecundidad de las ideas.

Hasta que nos sorprenda la próxima tempestad.



domingo, 18 de diciembre de 2016

Paja y miel

Las hojas secas de las hayas reververan al caer.
Paja y miel.
Ella no está.
Es muy frío este otoño.



sábado, 17 de diciembre de 2016

Contra la penumbra

Me gustaría que soplara un viento inesperado
que tuviera la fuerza suficiente
para llevarse el gris abrumador que nos rodea.

Ojalá que otro viento naciera de nosotros
y disipara las partículas de mugre tenebrosa
que se alojan en tu mente y en la mía.

Hay tardes sombrías, fuera y dentro del amor.
Nos conviene hacer algo más que esperar vientos:
debemos tomar medidas contra la penumbra.

Podemos deleitarnos imaginando flores blancas
iluminadas por una brillante luna llena
o mirando en ese libro las pinturas de Gauguin.

Apriétate conmigo esta noche, toda la noche,
y al alborear veremos soles en las gotas de rocío
como si todo, todo lo malo hubiera pasado.

viernes, 16 de diciembre de 2016

Armonía

Te beso y me besas
en un ardiente desorden.
y nuestras pasiones se armonizan.

El desorden de las zalamerías
no altera el resultado.


Silencios

Tu voz de niña enamorada
y tus palabras de mujer sabia
me acompañan
y me hacen sonreir de felicidad
aunque me ausente.

No estoy solo en el camino
por el que imaginariamente
te muestro el verde de las agujas de los pinos
y el rojo anaranjado de los madroños
o esa roca pulida por el tiempo y las lluvias
en la que podemos sentarnos a descansar.

Tu voz y tus palabras van conmigo
y siento que me indican ya que vuelva pronto,
que tienen más cosas que decirme,
más consejos que darme,
más preguntas sobre mis ensueños,
más propuestas de vida compartida,
más amor para expresar.

Espérame en la fuente del recodo.
Aliviaremos la sed
y nos besaremos con los labios mojados.
Compartiremos, entonces, abrazados,
silencios de infinita pasión.


martes, 13 de diciembre de 2016

Tu figura leve y silenciosa

Cuando el aire recorta
tu figura leve y silenciosa
y todo el candor de tu hermosura
se difunde en la tarde casi oscura,
no te alejas:

es como si al marcharte
por la puerta de la noche
dejaras entreabiertas
mis ansias de mirarte.

Y volverás mañana
y casi esperaremos, abrazados,
ese instante suave en que te vas
por lo concisa y clara como queda,
recortada en el gris de cada tarde,
tu figura tan leve y silenciosa.

viernes, 9 de diciembre de 2016

Llegará otro abril

Llegará otro abril.
La noche se hará breve
y el sol derramará
sus incontables lágrimas de luz
sobre las cosas
para que demos nombre a la mañana
y para que podamos ver claro el horizonte
pronto, más pronto cada día

Se fundirá la escarcha
y las flores despuntarán
encaramándose en el aire,
luciendo su armonía.

Es amable la mañana
y parece que el cielo es nuestro.
Hay flores llenas de luz
que se han adueñado de tus ojos.

¿Ves aquellas dos, las más crecidas?
Una eres tú.
¿Te reconoces?
Y la otra…
la otra no soy yo.

jueves, 1 de diciembre de 2016

L'única mar?

Hi ha una barca buida
surant a la deriva
en una mar esquitxada pels blancs i grisos
de milers de petits núvols
de núvols gairebé tristos
que naveguen per l'aire
a la recerca de la seva dissolució
en aigua.

Els ramats de núvols se sostenen també en una deriva.

I nosaltres?
nosaltres som ara una barca que descansa a la deriva
perquè la mar que acull núvols quasi tristos
i deixa que surin les barques buides
és també la nostra mar

l'única mar?