miércoles, 8 de julio de 2015

Dos notas


Eran dos notas buscando su tempo
que se encontraron en una canción. 
Se acoplaron en las primeras estrofas,
surcaron ondulados versos
y hasta un coro de voces de colores
les respondía al entonar el estribillo.
Pero no, la canción terminaba.
Se confundieron, quisieron seguir...
Y ahora son dos notas perdidas, sin tempo.

Algún día recordarán aquella hermosa canción.
Lo bueno, si breve, dos veces bueno, dijo Gracián.

Jordi Rueda

No hay comentarios:

Publicar un comentario